Evolución de la esquina suroccidental de la muralla de Córdoba y el alcazar de los Omeyas (alcazar árabe o andalusí)

Epoca romana. 

Bueno, este es el consabido trazado de la esquina suroccidental de la muralla romana después de su ampliación, el cual se mantuvo más o menos igual con visigodos, árabes y cristianos. 

  

Epoca visigoda. 

Se mantendrá el mismo trazado de la muralla, pero con un añadido en la esquina. Según León  Pastor, León Muñoz y Juan F. Murillo Redondo, en excavaciones realizadas en los últimos años en el patio oriental del Alcázar de Córdoba, se han encontrado estructuras de una fortificación visigoda construida en el siglo VI. Su aspecto sería el de un saliente con respecto a la muralla, aunque solo se ha documentado el cierre oriental. Por su posible función defensiva cabría denominarla “Castellum”. 

Por otro lado, en la restauración del Palacio Episcopal que se ha llevado a cabo recientemente, Pedro Marfil ha dado cuenta del hallazgo de una muralla visigoda que debe corresponder al Palacio de Don Rodrigo. Al parecer, el muro árabe fue construido posteriormente forrando por el exterior al visigodo. De momento no se ha publicado cuantos tramos se han encontrado, ni cuál es su situación exacta, pero si siguen el mismo trazado que la muralla árabe su forma será aproximadamente la de la foto, aunque no se donde sé situaría el cierre occidental. 

Epoca emiral. 

De todos es conocido que la muralla norte del alcázar árabe se encuentra en la linde entre el Palacio de Congresos y el Palacio Episcopal. También se sabe que en la fachada de este último edificio, la que da a la Mezquita, se encuentra el muro este del mencionado alcázar. 

En 1922, la Sociedad Cordobesa de Arqueología realizó unas excavaciones en el patio sur del Palacio Episcopal. Allí encontraron unas estructuras, identificadas como una muralla de origen árabe, que algún autor ha relacionado con el muro sur del alcázar emiral. Hace poco, en una intervención realizada en el mismo edificio, Pedro Marfil ha confirmado este hecho, documentando la muralla sur del alcázar árabe del siglo VIII. También ha comprobado que el muro árabe forraba por fuera a al original visigodo.

En consecuencia, el alcázar emiral original se construyó sobre el Palacio de Don Rodrigo cuando Abderraman I se traslado a Córdoba desde la Arruzafa. Según el compilador norteafricano al Maqqari, su perímetro alcanzaba los 1100 codos (unos 570 metros). Esta longitud sería equivalente a la de la línea amarilla de la foto, como bien aprecia Pedro Marfil

Las fuentes históricas nos informan de sucesivas ampliaciones durante el emirato con la construcción de nuevos edificios. Esto supuso que el alcazar superara sus dimensiones originales hasta ocupar el recinto amurallado que delimita la línea roja, según Montejo y Garriguet. También se habla de la posible existencia de una alcazaba, que podría estar situada en la zona del antiguo castellum visigodo. 

Abderraman II mandó construir el “arrecife”, una especie de malecón, sobre el que se situaba un camino, que servía de protección frente a las crecidas del rio. De su situación nos dan cuenta León  Pastor, León Muñoz y Juan F. Murillo Redondo. 

 

Epoca califal. 

Durante el califato, la muralla norte del alcázar sufrió diversas ampliaciones que le dieron un aspecto zigzagueante. Esta circunstancia está documentada gracias a la intervención arqueológica realizada por la Gerencia de Urbanismo y la UCO en el Garaje del Alcázar, y se relaciona con la construcción de los baños. 

 

Epoca almohade. 

En el periodo postcalifal seguiría en uso el alcázar andalusí y lo más significativo fue la ampliación de este recinto realizada por los almohades. 

De este modo, León  Pastor, León Muñoz y Juan F. Murillo Redondo nos dan cuenta de diversos estudios arqueológicos que han datado como almohade la edificación del recinto conocido como Castillo de la Judería y de una muralla que se asienta sobre el arrecife emiral. Los límites precisos de ambas estructuras aun están por fijar. 

Los mismos autores también nos informan de las excavaciones realizadas en el Patio de las Mujeres del Alcazar de Córdoba, donde se han encontrado los muros y otros elementos de un palacio almohade. Su contorno ha podido fijarse por los restos encontrados en otras zonas del alcázar cristiano.

El conjunto de todas estas nuevas construcciones constituiría una extensa alcazaba.

Epoca cristiana. 

Por último, después de la conquista de Córdoba por los cristianos, de todos es conocido que se levantó el recinto amurallado que rodea al actual barrio de San Basilio y que se construyó lo que hoy es el Alcázar de los Reyes Cristianos. 

Este último edificio, en contra de lo que se pensaba hasta ahora, no es de nueva planta, sino que se alzó sobre el antiguo palacio almohade, según León  Pastor, León Muñoz y Juan F. Murillo Redondo. 

2 comentarios

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Epoca romana.  Bueno, este es el consabido trazado de la esquina suroccidental de la muralla romana después de su ampliación, el cual se mantuvo más o menos igual con visigodos, árabes y cristianos.     Epoca visigoda.  Se ma…..

  2. Such a lovely article! I’m so glad you decided to publish it.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: